planificación estratégica

¿Qué es la planificación estratégica y cómo implementarla paso a paso?

18/11/2021 | Santander X

Elon Musk, CEO de Tesla, contó en una Junta de Accionistas que, cuando fundó la empresa en 2003, no tenía ni idea de qué estaba haciendo y creía que había un 90% de posibilidades de que fracasase. Y es que, según el informe de CB Insights, el 35% de las startups fracasan debido a su incapacidad de satisfacer las necesidades del mercado. 

En este sentido, si nadie está interesado en lo que vendes, ¿cómo vas a encontrar clientes? De ahí la importancia de contar con una planificación estratégica para que tu proyecto tenga mercado. Si quieres conocer más sobre qué es, para qué sirve y cómo elaborarla, te detallamos todos los pasos.

¿Qué es la planificación estratégica?

La planificación estratégica se puede definir como una herramienta de gestión que utilizan las empresas con el fin de crear un proceso sistemático de desarrollo e implementación de planes, que permitan alcanzar los objetivos fijados. Por tanto, se trata de un proceso que hace posible documentar y establecer una dirección para la empresa, con la que se pueda evaluar dónde está y hacia dónde va.

No obstante, es importante saber que una planificación estratégica no es una predicción de tendencias o eventos que sucederán en la empresa, ni una herramienta relativa a decisiones futuras o que elimine riesgos. Sin embargo, sí que contribuye a identificar los errores y aplicar soluciones adecuadas para afrontarlos. De esta manera, ayuda en la toma de decisiones actuales que tienen efectos en el futuro. 

Un ejemplo de marca que cuenta con una gran planificación estratégica es Toyota. Y es que, cuando Toyota, a principios de los años 70, entró en el mercado de fabricación de automóviles de Estados Unidos, este estaba dominado por tres grandes empresas que tenían más del 82% de la cuota de mercado. Sin embargo, esta marca llevó a cabo una gran planificación estratégica: estudió a la competencia, mejoró sus puntos débiles e implantó plantas de fabricación propias en Estados Unidos. Todo esto les permitió vender automóviles mucho más baratos que los estadounidenses y plantar cara a la competencia.

planificación estratégica

¿Por qué es importante contar con una planificación estratégica en tu proyecto?

Tener una buena planificación estratégica aporta diversos beneficios: 

  • Hay un único objetivo y resulta más fácil mantener al equipo cohesionado y motivado.
  • Los procesos de toma de decisiones son más rápidos, por lo que es posible adelantarse a los competidores y adaptarse mejor a los cambios en la demanda. Asimismo, esto implica un ahorro en los costes que supone una toma de decisiones errónea.
  • Se establecen las prioridades con mayor facilidad.  
  • Al trabajar en entornos económicos complicados, el negocio es más resiliente. Por esta razón, contribuye a aumentar su longevidad.

6 pasos para diseñar una planificación estratégica

Aunque cada proyecto y cada empresa son diferentes, se puede establecer una serie de pasos para diseñar e implementar la planificación estratégica en un negocio:

  1. Establecer la misión, visión y valores de tu empresa: Para ello, deberás responder a las siguientes preguntas: ¿qué quiero ser?, ¿cuál es la razón de ser de la empresa?, etc. Por ejemplo, Google establece que su misión es organizar la información en el mundo para que sea útil y accesible. Su visión es ser el motor de búsqueda más importante del mundo, y sus valores son la rapidez, la precisión, la atención al cliente, la innovación y la facilidad de uso. 
  2. Elaborar un análisis externo: Se trata de analizar el entorno que rodea a tu empresa para saber qué oportunidades y amenazas existen. De esta manera, es posible investigar las nuevas tendencias que pueden afectar de manera positiva o negativa a tu negocio. 
  3. Realizar un análisis interno de tu compañía: El análisis interno del proyecto aporta información sobre el estado en que se encuentra y las posibilidades que tiene de afrontar los retos que se puedan presentar en el mercado.
  4. Analizar los resultados y establecer los objetivos SMART: Una vez realizados los dos análisis anteriores y determinadas la misión, visión y valores de la empresa, llega el momento de analizar los resultados y establecer los objetivos SMART, esto es: 
    • Specific (específico): por ejemplo, un objetivo de tu empresa puede ser aumentar los clientes. 
    • Measurable (medible): el objetivo debe estar relacionado con un valor numérico. Siguiendo con el ejemplo anterior, este podría ser aumentar los clientes en un 20%. 
    • Achievable (alcanzable): debe ser un reto, pero a la vez debe ser un hito alcanzable, es decir, no puedes pretender aumentar tus clientes en un 200% en un mes. 
    • Realistic (realista): debes considerar los recursos que tienes, tanto humanos como materiales. 
    • Time-related (acotado en el tiempo): cuando se establece un objetivo, se tiene que fijar el plazo en el que se debe cumplir. Por ejemplo: quiero aumentar en un 20% los clientes de mi negocio en un plazo de seis meses.
  5. Fijar las acciones a realizar para alcanzar los objetivos de la empresa: Considerando todos los puntos anteriores, deberás establecer las tareas a realizar para alcanzar las metas fijadas. Por ejemplo, si quieres aumentar tus clientes tendrás que realizar acciones como la descripción del buyer persona, campañas de marketing, un estudio de tus competidores, etc
  6. Medir los resultados: Una vez que hayas alcanzado el plazo para cumplir los objetivos, es importante que compares los resultados obtenidos. Esto te permitirá ver los errores cometidos y así adaptar los futuros objetivos. 
planificación estratégica

Ejemplo práctico de cómo diseñar una planificación estratégica: el Museo Guggenheim

Para entender mejor el diseño de una planificación estratégica, podemos utilizar el ejemplo de un caso práctico basado en el Museo Guggenheim de Bilbao, elaborado en la Universidad del País Vasco. En este caso se realizan los siguientes pasos: 

  1. Misión, visión y valores: En este caso, la misión visión y valores del museo son: 
    • Misión: reunir, conservar, investigar y exponer el arte moderno y contemporáneo. 
    • Visión: ser un referente europeo en exposiciones temporales y en la colección permanente
    • Valores: sensibilidad y respeto por el arte, compromiso con la calidad, orientación al cliente y compromiso con la sociedad, entre otros. 
  2. Análisis externo: se estudian aspectos como la evolución del número de visitantes en museos en los últimos años, tomando como referencia museos como El Prado, el Thyssen o el Reina Sofía; también se analizan los precios de la competencia; visitantes de la ciudad en los últimos años y procedencia de dichos visitantes, entre otros aspectos.
  3. Análisis interno: se investigan factores como la cuota de mercado, las características del producto, la estructura de costes, la solvencia financiera, la cultura empresarial, etc. Asimismo, se determinan las fortalezas y debilidades. 
  4. Objetivos: en este caso, se estableció el objetivo de consolidar una cifra de 850.000 visitantes en un determinado plazo. 
  5. Acciones a realizar: para alcanzar este objetivo se pueden establecer acciones de marketing, como campañas en redes sociales o anuncios en diversos medios, que consoliden una imagen de marca sólida y que atraigan a visitantes de todo el mundo. 
  6. Medición de resultados: como se ha mencionado, es fundamental contrastar los objetivos marcados con los resultados obtenidos mediante la medición. Por lo tanto, habrá que ver si en el plazo determinado se ha logrado alcanzar el número de visitantes que se estableció como objetivo. 

Como puedes observar, la planificación estratégica se puede aplicar a cualquier proyecto o negocio, de manera que, aunque no se pueda garantizar el éxito, sí que se puede obtener una imagen mucho más clara de la viabilidad de la empresa. En este sentido, es esencial que aquella persona que quiera iniciar un proyecto se forme de manera adecuada para adquirir los conocimientos necesarios con el fin de poder planificar toda su estrategia, además de poseer la capacidad financiera suficiente para emprender. 

En este sentido, la formación en emprendimiento resulta fundamental. De ahí la importancia de la existencia de iniciativas  como Santander X, una plataforma que pretende impulsar el talento creando una red global en la que los emprendedores puedan dar visibilidad a sus proyectos, entrar en contacto con otros miembros del ecosistema Santander X y encontrar nuevas oportunidades, colaboradores y mentores que les ayuden en el desarrollo de su proyecto.

Además, Santander X entiende que la innovación no es sólo cosa de los emprendedores, sino también de las personas a las que sirven sus soluciones. De esta manera, al empoderar a las empresas para que crezcan, Santander está impactando directamente en las vidas y negocios de sus clientes y proporcionando nuevas oportunidades de comercialización y generación de ingresos.

 

Consulta el portal de Santander X, donde encontrarás un amplio abanico de iniciativas de formación enfocadas en impulsar y dar visibilidad al emprendimiento.  ¡Aprovecha esta oportunidad!

Share